jueves, 16 de junio de 2016

Oración para protección del MATRIMONIO.



Éxodo 20:14 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
14 No cometerás adulterio.

Job 24:15 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
15 El ojo del adúltero está aguardando la noche,
Diciendo: No me verá nadie; Y esconde su rostro.

Proverbios 6:32-33 La Biblia de las Américas (LBLA)
32 El que comete adulterio no tiene entendimiento; destruye su alma el que lo hace. 
33 Heridas y vergüenza hallará, y su afrenta no se borrará.

Proverbios 6:20-26. Reina-Valera 1960 (RVR1960)
Amonestación contra el adulterio
20 Guarda, hijo mío, el mandamiento de tu padre, Y no dejes la enseñanza de tu madre; 
21 Atalos siempre en tu corazón, Enlázalos a tu cuello.22 Te guiarán cuando andes; cuando duermas te guardarán; Hablarán contigo cuando despiertes. 
23 Porque el mandamiento es lámpara, y la enseñanza es luz, Y camino de vida las reprensiones
 que te instruyen, 24 Para que te guarden de la mala mujer, De la blandura de la lengua de la mujer extraña. 25 No codicies su hermosura en tu corazón, Ni ella te prenda con sus ojos; 26 Porque a causa de la mujer ramera el hombre es reducido a un bocado de pan; Y la mujer caza la preciosa alma del varón.

Malaquías 2:16. Nueva Versión Internacional (NVI)
16 «Yo aborrezco el divorcio —dice el Señor, Dios de Israel—, y al que cubre de violencia sus vestiduras», dice el Señor Todopoderoso.
Así que cuídense en su espíritu, y no sean traicioneros.

Mateo 15:19-20 Reina-Valera 1960 (RVR1960)
19 Porque del corazón salen los malos pensamientos, los homicidios, los adulterios, las fornicaciones, los hurtos, los falsos testimonios, las blasfemias. 20 Estas cosas son las que contaminan al hombre; pero el comer con las manos sin lavar no contamina al hombre.

Hebreos 13:4. Reina-Valera 1960 (RVR1960)
4 Honroso sea en todos el matrimonio, y el lecho sin mancilla; pero a los fornicarios y a los adúlteros los juzgará Dios.

Salmos 101:1-7 La Biblia de las Américas (LBLA)
Decisión de vivir rectamente.
101 La misericordia y la justicia cantaré; a tí, oh Señor, cantaré alabanzas.
2 Prestaré atención al camino de integridad. ¿Cuándo vendrás, Señor, a mí? En la integridad de mi corazón andaré dentro de mi casa. 3 No pondré cosa indigna delante de mis ojos; aborrezco la obra de los que se desvían; no se aferrará a mí. 4 El corazón perverso se alejará de mí; no conoceré maldad. 5 Destruiré al que en secreto calumnia a su prójimo; no toleraré al de ojos altaneros y de corazón arrogante.
6 Mis ojos estarán sobre los fieles de la tierra, para que moren conmigo;
el que anda en camino de integridad me servirá. 7 El que practica el engaño no morará en mi casa; 
el que habla mentiras no permanecerá en mi presencia.

Salmos 15 La Biblia de las Américas (LBLA)
15 Señor, ¿quién habitará en tu tabernáculo? ¿Quién morará en tu santo monte?2 El que anda en integridad y obra justicia, que habla verdad en su corazón. 3 El que no calumnia con su lengua, no hace mal a su prójimo, ni toma reproche contra su amigo; 4 en cuyos ojos el perverso es menospreciado, pero honra a los que temen al Señor; el que aun jurando en perjuicio propio, no cambia; 5 el que su dinero no da a interés, ni acepta soborno contra el inocente. El que hace estas cosas permanecerá firme.

1 Timoteo 3:2-5 . Reina-Valera 1960 (RVR1960)
2 Pero es necesario que el obispo sea irreprensible, marido de una sola mujer, sobrio, prudente, decoroso, hospedador, apto para enseñar; 3 no dado al vino, no pendenciero, no codicioso de ganancias deshonestas, sino amable, apacible, no avaro; 4 que gobierne bien su casa, que tenga a sus hijos en sujeción con toda honestidad 5 pues el que no sabe gobernar su propia casa, ¿cómo cuidará de la iglesia de Dios?


.
ORACIÓN inicial
2 El Señor es nuestra roca, nuestro baluarte y nuestro libertador, nuestro Dios, nuestro  Altísimo y sublime Señor, nuestra roca en quien nos refugiamos; nuestro escudo y el cuerno de nuestra salvación, nuestra altura inexpugnable. (Salmos 18:2) 35 Tú nos has dado también el escudo de tu salvación; tu diestra nos sostiene, y tu benevolencia  nos engrandece.(Salmos 18:35).
Te reconocemos como nuestro único y verdadero Señor, ABBA y venimos ante tu trono de gracia a presentar nuestra vida, todo nuestro pasado, nuestro presente y nuestro futuro.  Nuestros antepasados y nosotros hemos sido perversos, desobedientes y rebeldes, por eso suplicamos que nos perdones toda nuestra maldad. Ahora te pedimos que nos guíes en tu verdad y enséñanos, porque tú eres nuestra salvación; en ti esperamos todo el día.(Sal 25:5)

8 Mas, ¿qué dice? Cerca de ti esta la palabra, en tu boca y en tu corazón, es decir, la palabra de FÉ que predicamos: 9 que si confiesas con tu boca a JESUCRISTO por Señor, y crees en tu corazón que Dios le resucitó de entre los muertos, serás salvo; 10 porque con el corazón se cree para justicia, y con la boca se confiesa para salvación. (Romanos 10:8-10)
Confesamos a JESUCRISTO por Señor de nuestro corazón y de nuestras vidas, y creemos que el PADRE le resucitó de entre los muertos, por lo tanto ahora somos su pueblo y ovejas de su prado. Nos rendimos completamente a ÉL.
23 Jesucristo respondió, y le dijo: Si alguno me ama, guardará mi palabra; y mi Padre lo amará, y vendremos a él, y haremos con él morada. (Juan 14:23)

ETERNO DIOS: nosotros te amamos con todo nuestro corazón y con toda nuestra alma. Ayúdanos a guardar tu Palabra. Ven Padre Eterno, ven Padre a nosotros y hagan morada en nosotros. Gracias por la Salvación. Bendito seas DIOS PADRE, DIOS HIJO y ESPÍRITU SANTO desde el siglo y hasta el siglo. Amén.

Tomar toda la armadura de Dios (Efesios 6:10-18)
  Nos fortalecemos con el gran poder de JESUS. Nos ponemos toda la armadura de Dios y hacemos frente a todas las artimañas del diablo, y cuando llegue el día malo, permaneceremos firmes resistiendo hasta que acabe la batalla. Nos ceñimos con el cinturón de la verdad, y nos protegemos con la coraza de justicia, y calzamos nuestros pies con el ánimo de proclamar el Evangelio de la Paz. Ahora tomamos el escudo de la FÉ con que vamos a apagar todos los dardos de fuego del maligno. Tomamos el casco de salvación y la espada del Espíritu que es la Palabra de Dios. Como guerreros oramos todos los días y nos mantenemos alertas y perseverantes en oración de los unos por los otros.

Padre, en el nombre de Jesúcristo, vengo ante tu trono de gracia y te presento mi matrimonio, tal como es, tal como está, con sus dificultades, limitaciones y situaciones. Te bendecimos a TÍ, CREADOR DEL MATRIMONIO. Tú engendraste el matrimonio y aunque vengan corrientes y pensamientos y filosofías en contra del matrimonio, nunca van a prevalecer, porque lo que tú creaste y lo que dispusiste para el hombre es puro, perfecto y completo.
PADRE SANTO: te dedico y consagro a tí totalmente mi matrimonio
y me someto completamente  a lo que estableciste para él de acuerdo con tus preceptos y tu Espíritu Santo.

Mi matrimonio está bendecido, y está bajo tu cobertura Jesús.
Perdónanos Padre, por los pecados generacionales. Te pido perdón en nombre mío de mis ancestros por tanta desobediencia, rebeldía, corrupción que hemos cometido contra tí y contra la institución del  matrimonio, a través de mis generaciones pasadas y también en mi generación. Suplicamos perdón y restauración, en el poderoso nombre de Jesús.

Quebranto y deshago cada maldición que haya venido a través de nuestra línea sanguínea. Y ahora mi matrimonio está bajo un cielo abierto, y también los matrimonios de nuestros hijos serán benditos durante mil generaciones. Nuestro lecho matrimonial es bendito, nuestras finanzas son benditas, los hijos de nuestra unión son benditos, y los que son de cualquier otra unión ahora son cubiertos por esta bendición gracias a la Sangre de Cristo. Nuestro hogar y nuestros negocios son benditos.

Las bendiciones de Abraham bajan hacia nosotros y nos toman, porque hemos dedicado nuestras vidas a obedecer los preceptos de Dios. Las maldiciones no tienen poder sobre nosotros. Alejo y destruyo toda influencia exterior impía sobre nuestro matrimonio de miembros de la familia, amistades o relaciones previas. Todo lazo impío es roto.

Todas las cosas viejas han pasado, y en nuestro matrimonio todas las cosas han sido hechas nuevas. Nuestro matrimonio está creciendo hacia Dios, de un nivel a otro y de gloria en gloria.
Nos ponemos de acuerdo y atamos y bloqueamos, todo trabajo de ocultismo enviado sobre nuestro matrimonio, ahora se deshace en el poderoso nombre de Jesús. Venimos contra todo trabajo para divorcio,  aborrecimiento, contra todo tipo de magia, brujería, encantamiento, espiritismo, hechicería, vudú, y los cancelamos y deshacemos ahora. Quedan sin efectos para siempre. En el nombre de Jesús.
Venimos contra toda maldición, decreto maligno, envidias, malos deseos de parientes políticos y amigos. Atamos y bloqueamos la pereza, la seudoresponsabilidad, los vicios, la desidia, los resentimientos y amarguras pasadas. Quebrantamos todas estas maldiciones y echamos fuera a todos sus demonios ahora! en el poderoso nombre de Jesús.
No se podrán acercar a nosotros personas conocidas impías enviadas contra nuestra relación. Fuera! En el poderoso nombre de Jesús.
Venimos contra toda maldición para divorcio, adulterio, sufrimiento matrimonial, desintegración matrimonial, desintegración familiar. Quebrantamos y destruimos estas maldiciones y echamos 
fuera a todos sus demonios ahora! En el nombre de Jesús.
Venimos contra toda maldición para soltería, soledad, abandono. Quebrantamos  y destruimos estas maldiciones y echamos fuera a todos sus demonios ahora!. En el nombre de Jesús.

 Echamos fuera de nuestro matrimonio, desalojamos ahora todo espíritu inmundo: la imaginería, la exageración, la minimización, las locuciones mentales (monólogos), los espíritus bloqueantes, toda idea fija, las maldiciones a través de la confesión negativa. Fuera! En el poderoso nombre de Jesús.

Atamos y bloqueamos la perversión sexual y la pornografía, y las echamos fuera de nuestra familia. No habrán homosexuales en mi hogar.  En mi casa nadie será adicto a la pornografía. No tendremos secretos de familia, nadie entre nosotros, practicará vicio en oculto, ni tendrá doble vida.
La mentira no se afirmará delante mis ojos.
Renunciamos a todos los ídolos y los sacamos para siempre de nuestros corazones y de nuestros hogares, en el nombre de Jesús.

Atamos y echamos fuera la fascinación, el encantamiento, el asesinato, la murmuración, la vejación, la confusión, la división, la desconfianza, la deshonestidad, la deslealtad, la sospecha, el celibato, la impotencia, el espíritu de zombi, el espíritu de guerra (violencia), el espíritu de hipocresía, los celos, el egoísmo, la tensión financiera y los argumentos que promueven desacuerdos financieros, y atamos el espíritu del consejo impío. Fuera!!  a todos en el poderoso nombre de Jesús.
Los alejo permanentemente de mi hogar.  No van a acercarse a mi matrimonio, no van a acercarse a mi casa.

Prohíbo al adulterio que se acerque a mi matrimonio. Ningún lobo, ninguna loba se acercará e nuestro matrimonio. Tomo autoridad sobre el espíritu quebrantador de pactos y lo arranco y echo fuera, en el nombre de Jesús. Cubro mi matrimonio con la Sangre de Jesús y deshago toda intención dei infidelidad, en el poderoso nombre de Jesús. La infidelidad lejos estará de nosotros. En el nombre de Jesús.

Renuncio y resisto a  Lilit, Lamia, Acab. Renuncio y resisto a Jezabel, Ismael, Asmodeo, Sheva: ¡salgan fuera, nuestra casa le pertenece a Jesús! Y ahora que todas estas fuerzas han sido atadas y aplastadas, liberamos la perfecta voluntad de Dios para nuestra familia.
¡Declaramos que nosotros serviremos al Señor!

ORACIÓN POR MI DESCENDENCIA.
Padre Dios, en el nombre de Jesús, te agradezco por la salvación, sanidad, liberación y prosperidad 
de mis hijos. Te agradezco porque pones alrededor de ellos un permanente muro de protección para librarlos de día y de noche de todo mal.
Ayúdame a descubrir cosas que hago mal que puedan afectar las vidas de mis hijos en un modo negativo. Llamo a mis hijos por sus nombres (nombrar a cada hijo). ¡Cada enemigo oculto y secreto que opera en oculto y disimuladamente  en sus vidas está bajo el reflector del Espíritu Santo, descubierto para siempre!
Mando que cada pecado generacional de mi vida y de las vidas de mis antepasados sea arrancado de su herencia ahora, en el nombre de Jesús. Clamo la sangre de Jesús sobre el ombligo de mi hijo y cada cordón umbilical demoníaco es cortado ahora. Las bendiciones, no las maldiciones, fluirán sobre mis hijos. Todas las herencias que circulan con rebeldía, estupor, desobediencia a Dios, a través de mi línea de sangre son cortadas de ellos para siempre. Todo espíritu devorador de destino es reemplazado por el ángel del destino del Señor.
Camino en la autoridad que Jesús me ha dado sobre mi simiente. Quiebro los poderes de la presión de grupo y de asociaciones impías. Deshago ahora toda amistad y lazo impío. Destruyo toda asociación impía y declaro que sólo buenas influencias rodearán a mis hijos.

Mis hijos irán delante y no atrás. Estarán encima solamente y nunca debajo. Serán cabeza y no cola. Serán dueños y señores de regiones completas porque el Santo de Israel confía en ellos y les dá unción de gobierno. Tendrán un corazón que no está contaminado con paganismo ni idolatría.  Ellos no están atados e influenciados por el "espíritu del mundo". Cada círculo vicioso que está gobernando sobre la cabeza de mis hijos mediante asociación, encantamiento o influencia generacional es destruido por el Dedo del Señor. Las maldiciones autoinfligidas mediante la confesión negativa son quebradas. Todas las palabras negativas habladas sobre mis hijos por ignorancia o con intención son borradas, se disipan ahora y nuca más tendrán poder. Cierro toda puerta que, legal o ilegalmente, han dispuesto un camino para que la actividad demoníaca opere en las vidas de mis hijos y las sello para siempre.  En el nombre de Jesúcristo.
Toda semilla negativa que ha sido sembrada en las vidas de mis hijos mientras estaban dormidos son desarraigadas. Cada punto de entrada, cada abertura espiritual por una pesadilla o visión oscura a través de la actividad astral está sellado para siempre.

Aplico la sangre de Jesús sobre mis hijos cuando duermen por la noche. Mando un dulce sueño y el reposo divino sobre ellos. ¡Íncubos y súcubos y toda otra forma de perversión, son atados en el nombre de Jesús! 
Tomo autoridad sobre los terrores que vienen de noche y declaro que cuando el sol se levante brillará  sobre mi simiente, alumbrará sus caminos continuamente y no habrá tinieblas ni espanto para ellos. La voluntad de Dios ha capturado el día de mis hijos. ¡Cumplirán el llamado del Señor y serán llamados benditos!

Principados, poderes y huestes espirituales de maldad en lugares altos no tienen dominio sobre mis hijos. Las rutas aéreas espirituales son prósperas sobre las cabezas de mis hijos, y vivirán vidas plenas. Las estadísticas de los hijos del mundo no los superarán, porque mis hijos, son hijos de la luz. Los semblantes de mis hijos brillarán sobre los hijos del mundo. Serán continuamente transformados a la imagen de Cristo.

Mis hijos están en el mundo, pero no son del mundo. Las riquezas del impío van en camino de ser de ellos. Los paganos serán su herencia. Poseerán las puertas de sus enemigos y los desplazarán. El dios del cosmos es atado y no puede prosperar contra ellos. Mis hijos pueden discernir la diferencia entre lo que es santo y lo que es común o profano. No serán emboscados o engañados por fetiches encubiertos (personas, lugares o cosas con demonios adjuntos). Las fronteras están siendo extendidas para mis hijos; ¡ellos se levantarán y exigirán espacio para vivir! La rebelión, la desobediencia y la incredulidad no tienen dominio alguno sobre mi simiente.

Deuteronomio 30:6 La Biblia de las Américas (LBLA)
6 Además, el Señor tu Dios circuncidará tu corazón y el corazón de tus descendientes, para que ames al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma, a fin de que vivas.

Circuncido el corazón de mis hijos con la Espada del Espíritu que es la Palabra del Señor, y los arrebato fuera de los caminos del incircunciso.
Mis hijos son acaudalados, sabios y están en posición de servir y recibir de Dios toda buena dádiva y todo don perfecto.
No faltará la Palabra del Señor en mis futuras generaciones. Hablarán sobre su simiente las palabras que yo hable sobre ellos. Mis hijos no serán sacados prematuramente de este mundo por la enfermedad, los accidentes, los incidentes o las preocupaciones. No tendré hijos incapacitados, no tendré hijos deprimidos. Las sicosis, los problemas mentales ahora son echados fuera de mis descendientes en el nombre de Jesús.
Vivirán vidas plenas, largas, prósperas y servirán a Dios eternamente.
Ésta es la herencia de mi simiente durante mil generaciones. Permite que estas palabras sean programadas para siempre en los cielos. En el poderoso nombre de Jesús. Amén.

Salmos 45:2-8 La Biblia de las Américas (LBLA)
2 Eres el más hermoso de los hijos de los hombres; la gracia se derrama en tus labios; por tanto, 
Dios te ha bendecido para siempre.
3 Ciñe tu espada sobre el muslo, oh valiente, en tu esplendor y tu majestad. 4 En tu majestad cabalga en triunfo, por la causa de la verdad, de la humildad y de la justicia; que tu diestra te enseñe cosas tremendas.
5 Tus saetas son agudas; los pueblos caen debajo de ti; en el corazón de los enemigos del rey están tus flechas. 6 Tu trono, oh Dios, es eterno y para siempre; cetro de equidad es el cetro de tu reino.
7 Has amado la justicia y aborrecido la iniquidad; por tanto Dios, tu Dios, te ha ungido con óleo de alegría más que a tus compañeros.
8 Todas tus vestiduras están perfumadas con mirra, áloe y casia; desde palacios de marfil te han alegrado con instrumentos de cuerda.

Deuteronomio 30:8-10. 8 Y tú volverás a escuchar la voz del Señor, y guardarás todos sus mandamientos que yo te ordeno hoy. 9 Entonces el Señor tu Dios te hará prosperar abundantemente en toda la obra de tu mano, en el fruto de tu vientre, en el fruto de tu ganado y en el producto de tu tierra, pues el Señor de nuevo se deleitará en ti para bien, tal como se deleitó en tus padres,
10 si obedeces a la voz del Señor tu Dios, guardando sus mandamientos y sus estatutos que están escritos en este libro de la ley, y si te vuelves al Señor tu Dios con todo tu corazón y con toda tu alma.

Isaías 49:23 23 Reyes serán tus tutores, y sus princesas, tus nodrizas.
Rostro en tierra te rendirán homenaje y el polvo de tus pies lamerán.
Y sabrás que yo soy el Señor, y que no se avergonzarán los que esperan en mí.

Deuteronomio 4:9
9 Por tanto, guárdate y guarda tu alma con diligencia, para que no te olvides de las cosas que tus ojos han visto ni se aparten de tu corazón todos los días de tu vida; antes bien, las enseñarás a tus hijos y a los hijos de tus hijos.

Números 6:23-27. 23 Habla a Aarón y a sus hijos, y diles: “Así bendeciréis a los hijos de Israel. Les diréis: 24 ‘El Señor te bendiga y te guarde; 25 el Señor haga resplandecer su rostro sobre ti, y tenga de ti misericordia;
26 el Señor alce sobre ti su rostro, y te dé paz.’”
27 Así invocarán mi nombre sobre los hijos de Israel, y yo los bendeciré.

Jueces 13:24-25
24 Y la mujer dio a luz un hijo y le puso por nombre Sansón. Y el niño creció y el Señor lo bendijo. 25 Y el Espíritu del Señor comenzó a manifestarse en él en Mahané-dan, entre Zora y Estaol.

EL GRAN obstáculo a las Oraciones.
Antes de comenzar con cualquier tipo de oración en Guerra Espiritual, es SUMAMENTE IMPORTANTE, que TODOS en la familia hagan un compromiso de no hablar quejas, insultos, críticas, griterías, reclamos, derrota, amargura, sino que CAMBIE el lenguaje familiar de maldición a BENDICIÓN. Los pleitos, las griterías, las contiendas, los desacuerdos y la intolerancia deben desaparecer PARA SIEMPRE del hogar de lo contrario todo será un gran fracaso. De ahora en adelante cambiará el lenguaje a lenguaje de BENDICIÓN y se declarará la victoria de Dios en el lenguaje cotidiano. Si el ambiente de pleito y contienda, y amargura continúan en el hogar, DE NADA SERVIRÁN LAS ORACIONES. Tener un lenguaje negativo, pesimista o de maldición DESACTIVA las oraciones de poder. Los cristianos que oran a Dios por una situación y declaran victoria y luego mas tarde expresan negativismo, amargura, pesimismo, derrota, maldición, en su lenguaje cotidiano, NUNCA, verán contestadas sus oraciones, por esto es que hay muchos cristianos que por años oran por una situación que nunca se resuelve.

 El lenguaje que utilizamos para orar debe estar en CONCORDANCIA con nuestro lenguaje cotidiano.


"Una mujer con un hermoso cuerpo es buena para una noche, pero una mujer con una mente hermosa es buena para toda la vida".

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Suscríbete al blog y recibe actualizaciones por email

Enter your email address:

Delivered by FeedBurner